Colegio Nazaret Ovideo ReiniciaTe

Colegio Nazaret Oviedo

¡Sé Tú mism@ y brilla!

   

Avda. de Valentín Masip, nº 31 + 34 985 23 19 00  info@colegionazaret.es 

Resiliencia

Hablar de resiliencia es hablar de la capacidad que tenemos de enfrentarnos a los problemas y superarlos de manera que salgamos fortalecidos de ellos. Es una actitud positiva ante la vida que nos protege y ayuda ante los vaivenes que experimentamos. ¡Qué maravilla! ¿verdad? La pregunta es ¿podemos ayudar a nuestros hijos a desarrollarla? La respuesta es ¡¡sí!! Desde una educación en positivo, acompañando desde la inteligencia emocional en la gestión de sus emociones, pensamientos y conductas, tanto desde la familia como desde el colegio.

Estas habilidades para una vida resiliente podemos potenciarlas desde la familia a través de diferentes acciones:

  • Favorecer las relaciones sociales: con ellas los niños desarrollan e incrementan la empatía y la asertividad, entre otras habilidades, y generan un sentimiento de pertenencia al grupo que hará que compartan sus inquietudes y problemas con los demás.
  • Incentivar la ayuda a los demás: así se sienten valorados y capaces de hacer cosas por sí mismos, mejorando su autoestima y desarrollando valores como la solidaridad y el compromiso.
  • Establecer una rutina diaria: de esta forma los niños perciben que controlan la situación y les ayuda a reducir la ansiedad y la incertidumbre.
  • Animar a fijarse metas alcanzables: con lo que los niños aprenderán el valor de logro y a enfrentarse a los desafíos y a la frustración.
  • Fomentar el optimismo y el sentido del humor: ayudándoles a entender que el cambio es parte de la vida y a establecer nuevas metas. Siempre, después de la tormenta sale el sol.
  • Promover la autonomía y la independencia: su sentimiento de autoeficacia y autoconcepto se verán reforzados, desarrollando y aumentando sus fortalezas.
  • Enseñar a tomar decisiones y afrontar los problemas: ayudándoles a analizar las situaciones que suponen un reto o una exigencia, considerando los aspectos positivos y negativos y eligiendo la opción que más beneficios personales tiene sin dañar a otros. Asumiendo las consecuencias de ello, aprenderán a generar estrategias de afrontamiento, fortaleza y responsabilidad.

Hay que tener presente que los adultos somos el principal modelo de los niños. Por eso es importante el cómo nosotros afrontemos los problemas y cómo exteriorizamos esa gestión. La empatía, la capacidad de escucha y una actitud cálida serán su mejor apoyo para generar confianza y seguridad en sí mismos y llegar a desarrollar la resiliencia.

Estamos en un tiempo para las habilidades resilientes, tanto para desarrollarlas, madurarlas y ejercitarlas, como para protegernos y ayudarnos a resistir a la incertidumbre actual. Como dice este dicho de Albert Einstein:

En medio de la dificultad reside la oportunidad

Para más información podéis consultar estos enlaces:

www.healthychildren.org

www.apa.org

 

FUENTE: Orientablog Alarcón

Education - This is a contributing Drupal Theme
Design by WeebPal.